Ferocactus Latispinus. Origen, descripción, Cultivo, Cuidados, Propiedades.

60

El Ferocactus latispinus es una especie de cactus nativo de México. Esta es una planta suculenta de gran resistencia muy fácil de cultivar, puede sobrevivir largas temporadas sin riego, por lo que es ideal si te consideras una persona poco experimentada en el cuidado de este tipo de plantas, por lo cual es bastante común en las colecciones por sus atractivas y bellas flores,  perfectas para tener en el interior de nuestras casas, dada su belleza, su extraordinaria y grandiosa apariencia y su fácil manejo, además son casi perdurables.

Origen del Ferocactus latispinus

Es un cactus nativo de México. Éste es frecuentemente confundido con el Ferocactus hamatacanthus. No obstante, la particularidad del Ferocactus latispinus son sus distintivas espinas. Éstas poseen un notable tamaño, tomando una forma alargada que hace recordar  mucho a la lengua de un extraño animal.origen del ferocactus latispinus

Descripción

Posee un tallo simple, esférico, algo aplanado, de hasta de una altura de 30 cm por 40 cm de diámetro. Es un cactus de tamaño medio que llega a medir hasta medio metro de alto, mostrando alrededor de 8 y 14 costillas, agudas, algo tuberculado, cuando la planta esta nueva y puede llegar a 23 cuando están mayores. Anillos grandes, espinas radiales de 12 a 15, unas aplastadas, otras ovaladas, la mayoría anillada, recta o algo curvas, de coloración rosa o blanca.

Espinas centrales,  de 4 a 6, de tonos rojizos, las tres superiores aplanadas, rectas, de 4 cm de longitud, empinadas; la central inferior más larga, de 6 cm de longitud y 9 mm de anchura, con la punta curva o doblada. Flores infundibuliformes,  en tonos purpúreas. Su  fruto  es de forma ovoide, con pulpa púrpura. Las semillas de color castaño oscuro.

Botánica del Ferocactus latispinus

Ferocactus latispinus es su nombre científico, que se le conoce comúnmente como “lengua de diablo”, “lengua de demonio”, además se conoce como “biznaga”, “biznaga de dulce”,  “huamiche” o “uña de cuervo”, que pertenece a la familia de las Cactaceae.

El Ferocactus latispinus fue descrita y publicado por Britton & Rose en The Cactaceae; descriptions and illustrations of plants of the cactus family. Ferocactus proviene del nombre genérico que proviene del adjetivo latíno “ferus” que quiere decir  “salvaje”, “indómito” y “cactus”, para referirse a las resistentes espinas de ciertas especies. El calificativo señalado latispinus significa, con picos grandes.

Variedades de Ferocactus latispinus

Entre algunas especies más destacadas podemos mencionar las siguientes:

  • Ferocactus condraceus
  • Ferocactus cylindraceus
  • Ferocactus glaucescens (se confunde con el Echinocactus grusonii)
  • Ferocactus histrix
  • Ferocactus latispinus
  • Ferocactus peninsulae
  • Ferocactus schwarzii
  • Ferocactus robustus,
  • Ferocactus stainsesii,
  • Ferocactus gracilis, etc.variedades de ferocactus latispinus

Tamaños

Este es un tipo de cactus de moderado tamaño que puede llegar a medir entre 2, 30 y 40 cm de altura, aunque algunas especies pueden llegar alcanzar una altura de los 3 metros.

Colores

Es un cactus que varía su coloración según la especie y las condiciones ambientales donde se desarrolle, siendo de color verde grisáceo hasta verde azulado, con fuertes púas de color rojizo, las flores pueden encontrarse en diversidad de colores entre blanquecinas, rojas, amarillas,  púrpuras, naranja, azuladas.

Formas

Tiene forma globular, algo achatada o cilíndrica, con espinas ligeramente curvadas. Las flores son grandes y acampanadas o en forma de embudos.

Como se cultiva el Ferocactus latispinus

La principal característica de esta planta es su gran resistencia. Sin embargo, al igual que el resto de las suculentas de este estilo, debemos saber que para cultivar un Ferocactus latispinus requiere un proceso muy específico pero nada complicado como el que te explicaremos a continuación:

En primer lugar, el mejor sustrato para el Ferocactus latispinus, será aquel que no contenga prácticamente material orgánico, siendo primordialmente el arenoso y el mineral. Esta peculiaridad le permitirá no contener la abundancia de agua, impidiendo la descomposición de la planta.

Se recomienda adquirir un sustrato para cactus específico que adquiera las propiedades que esta planta requiere.

 La mejor forma de conocer cómo cultivar una lengua del diablo o lengua de gato es recordar su procedencia. En este caso, esta planta es una planta para ser cultivada tanto en interior como exterior. Por lo que te mencionaremos éstos cuatro consejos básicos para su cultivo:

  • Ubícalo a pleno sol y temperaturas elevadas.
  • No disminuir menos de los 5 ºC.
  • Es una planta que no requiere habitualmente de un mantenimiento.
  • No requieren ser podadas.

Al igual que sus parientes, la propagación del Ferocactus latispinus puede efectuarse mediante semillas o esquejes. Si seleccionamos por la propagación de semillas hay que tener en cuenta que este es una   propagación mucho más largo pero considerable más hermoso. Sin embargo se recomienda elaborar este procedimiento mediante los esquejes, dado que conseguirás reproducciones justamente semejantes a la madre y la casualidad de equivocación es aproximadamente inexistente.

Para multiplicar este cactus feroz a través de este procedimiento habrá que separar un par de los hijuelos basales cuando ésta haya alcanzado la madurez, luego lo  retiras y dejar secar la herida durante 24  horas y plántala en una maceta con un sustrato específico y limpio, regándolo de forma normal.

En Maceta

Al igual que con la siembra, la primavera es la mejor época para realizar este proceso. Recuerda que el trasplante del Ferocactus latispinus es un período apropiado para demostrar su aspecto. Durante este avance, hay que procurar de eliminar todas las raíces que estén adquiriendo tonalidades grisáceas, manifestando que esto es aviso de la probable presencia de hongos.

Si quieres cultivar esta suculenta en una nueva maceta, hay que tener en cuenta que hay que adicionar pedazos de barro cocido encima de los huecos del drenaje de la actual maceta, para prohibir que las raíces del huésped lo envuelvan y acrecienten de forma no deseada la humedad de la tierra. Este proceso no es nada dificultoso, da la vuelta a la maceta sujetando la tierra con una mano y sacudiendo levemente los lados de la maceta con la otra mano.

 Ayúdate con herramientas para retirar la planta sin lesionar las raíces ni exponerlas excesivamente al sol directo. Te aconsejamos usar herramientas para cactus que afirmen que la planta no sufrirá en este procedimiento. Estas herramientas suelen ser delicadas y de un tamaño correcto que no perjudiquen las raíces ni las hojas del cactus. De igual manera puedes utilizar hojas de periódico o guantes gruesos para este proceso si no quieres pasarlo realmente mal.En maceta

Cuidados del Ferocactus latispinus

Esta especie de cactus como otras que requieres de cuidados si quieres cultivarla en tu hogar:

Riego:

Para regar un Ferocactus latispinus tendrás que demostrar la humedad de la tierra, gestionando que ésta persista continuamente húmeda, pero no empapada ni encharcada, para impedir la descomposición de las raíces. Hay que recordar que estas plantas suculentas poseen la gran  capacidad de almacenar agua. Logran tolerar extensos periodos de sequía sin dificultades.

Los riegos habrán de ser frecuentes esperando a que la superficie se seque antes de regar nuevamente. Solo bastará con un riego cada 7 a 8 días en el verano y es conviene descartar los riegos en el invierno, ya que la planta entra en reposo.

Abono:

Al momento de cultivar un Ferocactus latispinus hay que tener precaución con determinados aspectos significativos como el tipo de sustrato y el riego para detener la enfermedad más habitual como lo son los hongos. Regularmente, con un riego abundante el tallo se pudre, ofreciendo a la planta de un semblante rugoso y lacio. Lamentablemente, si ya hay indicios de descomposición en el tallo, no hay mucho que hacer, por lo que se recomienda ser prudente con el agua. Confía en tu planta, ella consigue conservarse casi por si sola.

Te recomendamos abonar el Ferocactus latispinus una vez cada 2 o 3 semanas. Emplea un abono para cactus específico. Este proceso se realiza durante el cultivo de la planta para aprovechar todo su potencial.

El desarrollo del Ferocactus latispinus es muy pausado pero constante, si quieres permitir a la planta crecer de manera natural,  por lo que tendrás que estar atento al trasplante.

Si tu Ferocactus latispinus no florece, no te alarmes, dependiendo de la variedad que poseas, esta planta prosperará de forma periódica o no y solamente cuando haya aceptado los nutrientes apropiados. Las suculentas son plantas que suelen requieren algo de espacio para crecer, por eso si tu Ferocactus latispinus no crece, te estará enviando señales para que la traslades a otra maceta. No te desesperes, en cuanto le realices y le suministres el suficiente abono; prosperará como nunca.

Temperaturas:

Es Conveniente proteger del frío a los ejemplares más jóvenes, ya que las temperaturas por debajo de 8 ºC junto con la humedad ambiente alta, logran ocasionar manchas de color anaranjado en la piel, los ejemplares mayores resisten bien el frío: adultos sanos y bien plantados logran aguantar inclusive  hasta menos de 4 ºC.

Suelo:

El suelo permanecerá bien drenado para lo cual nos ayudará una combinación a porciones iguales, mantillo de hojas y de arena silícea, del mismo modo ayudará una mezcla comercial para cactus que venden en centros de jardinería y tiendas de plantas.

Semillas

  • Si elegimos las semillas para su propagación hay que tener en cuenta que este es un procedimiento más alargado pero mucho más lindo. El Ferocactus latispinus proporciona semillas durante los meses de marzo y abril. Para lograr alcanzar en esta labor, adaptaremos macetas con una combinación de vermiculita y de sustrato para cactus en una proporción.
  • A continuación mojaremos las macetas en agua hasta que la tierra este bien húmeda, después de esto meteremos las semillas a una profundidad no mayor a 1,5 cm, luego se cubren las macetas con papel trasparente y procuraremos regarlas con un pulverizador cada vez que la tierra esté seca, una vez al día hay que abrir el plástico para eliminar el agua acumulada.
  • Tras 1 o 2 meses obtendremos nuestros bebes de Ferocactus latispinus recientemente germinados y dispuestos para una nueva vida, antes de trasplantarlas a la maceta decisiva hay que esperar hasta que estas pequeñas plantas adquieran un tamaño indicado para poder ser manipuladas.

Flores

Tras su madurez, si has cuidado bien la planta, sus flores suelen crecer durante el verano y primavera, esta suculenta regularmente origina unas grandes flores, con forma de campana o de funil y brotan en la corona del cactus, de un color  rosa intenso o blanquecino.

Éstas aparecerán en la parte superior de su cuerpo y su tamaño y forma dependerán en gran medida de la variedad seleccionada. La floración del Ferocactus latispinus es un panorama integro de admiración. A estas flores las alcanzan unas pequeñas bayas amarillas envueltas por un líquido viscoso. Se definen por florecer a partir de los primeros años de cultivadas, originando flores aromatizadas, son aptas para florecer sin ser muy mayores (desde que obtienen unos 15 cm de diámetro).

Propiedades y beneficios del Ferocactus latispinus

Las múltiples variedades de Ferocactus tienen combinados metabolitos o naturales anexos como las furanocromonas, que poseen propiedades terapéuticas para determinadas enfermedades.

De igual manera esta nos benefician aliviando la funcionalidad pulmonar, siendo indicado en caso de ataques de asma ya que beneficia la circulación de las vías respiratorias y mejorando la circulación de las arterias coronarias ya que poseen efectos vasodilatadores. En ciertas ocasiones es utilizado como diurético y facilita la eliminación de cálculos de las vías urinarias.

Usos alimenticios

El fruto o baya de algunas especies son comestibles, denominado guamiche o ponchas, se utiliza para la elaboración de dulces de forma artesanal en diferentes regiones de México. De la misma manera, el guamiche es usado para la elaboración una bebida refrescante llamada «agua de guamiche» y de postres tradicionales.

Usos medicinales

El Ferocactus en la medicina tradicional es utilizado para el tratamiento en enfermedades circulatorias, como diurético, para eliminar cálculos renales y de las vías respiratorias.

Otros usos

Se usan en jardines de cactus y suculentas en rocallas o en macetas y jardineras para terrazas o balcones y patios.

Importancia económica del Ferocactus latispinus

Esta es una planta cultivada con fines comerciales gracias a su gran valor decorativo, ya que es muy apreciada por coleccionista de este tipo de plantas, las cuales son muy apreciadas y vendidas en tiendas de jardinerías.

Curiosidades del Ferocactus latispinus

Curiosamente requiere de un periodo de reposo durante el invierno. Este cactus cómo prácticamente la totalidad de ellos solo florece si está ubicado en un ambiente donde absorba una buena cantidad de sol de forma habitual.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here