6 Propiedades Y Beneficios Del Anacardo

El anacardo, es un fruto seco no tan conocido, tanto como obtenerlo como de donde proviene. También conocido como “cajú”. Por sus grandes funciones es usado alrededor del mundo, además de usarse gastronómicamente, en realidad son sus semillas, pero es considerado un fruto seco.

Este árbol lleva el mismo nombre de la fruta, este pertenece a la familia de las Anacardiaceae, que además de usarse como un alimento regular, posee un gran número de utilidades. El árbol de este fruto es de forma perenne, con baja ramificación, capaz de llegar a alcanzar los 7 m de alto. Se dice que se originó en Venezuela, Brasil y países como Perú y Colombia.

Índice()

    Beneficios del anacardopropiedades y beneficios del anacardo

    El anacardo es un fruto altamente nutritivo, que aporta muchos beneficios y propiedades al organismo, desplázate mas a bajo y conoce algunos de ellos:

    1.-Beneficia nuestro sistema óseo

    El anacardo es una de las escasas causas de comestibles con una valiosa fuente de cobre, ya que 28 gramos de este fruto sujeta 600 microgramos de cobre. Para las personas adultas de 19 años, se recomienda consumir 900 microgramos de cobre a diario.

    Una densidad mineral ósea disminuida y padecer de osteoporosis se muestra con una gran falta de cobre. Sin embargo se necesitan mejores investigaciones que demuestren lo causado por la deficiencia de cobre y los beneficios más probables de suplementar este mineral en el tratado de padecimientos como la osteoporosis.

    El sustento del colágeno y la elastina también es impulsado por el cobre, elementos esenciales para nuestro organismo.

    Debido a que la falta de este mineral hace que el cuerpo no consiga sustituir el tejido conectivo corrompido o el colágeno que se desarrolla en el armazón del hueso, esto consigue promover una cadena de dificultades, tal como disfunción de las articulaciones.propiedades del anacardo

    2.-Para reducir el colesterol malo

    Un ejemplo de alimentos funcionales para rebajar nuestro colesterol son los anacardos, pueden consumirse de manera regular, es suficiente solo con un manojo al día, ya que oprimen los niveles altos del mal colesterol y a su vez aumenta el bueno.

    Esto se debe a su fuente en ácidos grasos insaturados, los que más destacan son el linoleico y el oleico. Este fruto posee fitoesteroles que permiten aliviar las señales de la menopausia, convirtiéndola en lo ideal para enfrentar los cambios en este periodo de vida de una mujer.

    Entre los aminoácidos más importantes el triptófano es uno de ellos y resulta que además lo hallamos en cuantiosas cantidades en el anacardo. Este componente es predecesor de los neurotransmisores serotonina, melatonina y de la vitamina B3.

    Concluyentemente, opera como un bálsamo para el régimen nervioso y su introducción en la dieta nos ayuda a reposar, asimismo de optimizar nuestro estado de ánimo.

    3.-Para conciliar el sueño

    El triptófano es un elemento alimenticio esencial en este fruto. Este aminoácido es antecesor de la síntesis de serotonina, un neurotransmisor que se relaciona con la emoción de bienestar.

    Resumidamente su medida en trato con otros neurotransmisores es preciso para beneficiar el gusto y la temperatura física, para las ocupaciones intelectuales, para manejar la angustia y para el compás del reloj interno que establece los periodos de descanso por las noches.

    El triptófano es considerado un alentador del sueño y de la emoción de placer, por lo tanto es una maravillosa idea irse conforme a dormir.

    La vitamina B se suma al efecto del triptófano. Inclusive una cantidad moderada de 30 g contribuye el 5% de las necesidades cotidianas de vitamina B2, el 6% de la vitamina B1 y B6. Cuando se mezcla con el triptófano, otorga una acción positiva en las personas con un estado de ánimo deprimido

    4.-Para cálculos biliares

    Estudios realizados por academias de nutrición afirman, que el regular consumo del anacardo es asociado con un bajo riesgo de requerir disección para eliminar la vesícula biliar.

    Se ha probado que en más de un millón de personas matriculadas en un periodo de tiempo de 20 años, las mujeres que consumían más de 141 gramos de frutos secos a la semana en un régimen específico, mostraban una rebaja de posibilidades significativas de padecer colecistectomía en comparación con las que ingerían menos de 28 gramos semanalmente.

    5.-Reduce nuestro peso corporal

    Este, al igual que otras frutas secas poseen grasa, pero de la saludable. Cantidades elevadas de ácidos grasosos monoinsaturados y poliinsaturados. Esto nos quiere decir que no se almacenan como grasa a metabolizar de forma muy veloz. Asimismo, su contribución de hidratos de carbono de impregnación lenta forma que los niveles de azúcar se conserven y que la sensación de saciedad permanezca.

    Por ello, si nos encontramos en medio de una dieta para adelgazar, será de utilidad llevar unos cuantos de estos frutos secos a la mano para ocasiones en las que quieras comer demasiado y calmes estas ganas.

    Puede ser añadido en las ensaladas o preparar junto a ingredientes extras. Pero claro, no abusar y consumirlo compulsivamente. Asumiendo que poseen más de 500 calorías por cada 100 gr, una cantidad de 20 anacardos a diario es suficiente para favorecernos.beneficios del anacardo

    6.-Gran fuente de minerales

    Entre los inorgánicos más esenciales tenemos el magnesio y el cobre, pero estos suelen escasear en las dietas de muchas personas, pero los anacardos poseen grandes cantidades de estos minerales.

    Los glóbulos rojos se crean con la función principal del cobre, para mantener nuestros vasos sanguíneos bien estructurados, el sistema óseo, el cutis, el pelo y el sistema nervioso, en la creación de energía con base de sustentos y además de toda la función del sistema inmune

    Inorgánico fundamental hacia el sistema nervioso y la musculatura esquelética, es el magnesio, un manojo del anacardo resguarda hasta el 26% de la necesidad diaria. Asimismo de magnesio y cobre, el anacardo posee cantidades típicas de hierro, el 9% de las requeridas diariamente en una ración de 30 g, 20% de zinc, 20% de fósforo  y 10% de selenio.

    El envío del oxígeno hacia las células, se sustenta por medio del hierro, mientras que el zinc y el selenio favorecen a la eliminación de enfermedades, células cancerígenas, bacterias y otros más.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir